Como un crimen cataloga Iglesia el flagelo de explotación sexual y trata de personas

En el marco de la conmemoración del Día Internacional contra la explotación sexual y el tráfico de mujeres, niños y niñas, que se celebra este 23 de septiembre, monseñor Héctor Fabio Henao Gaviria, director del Secretariado Nacional de Pastoral Social (SNPS), advirtió que este flagelo que afecta a la humanidad va en crecimiento a lo largo de las décadas.

Recordó además, que la trata de personas y la explotación sexual son dos fenómenos que están estrechamente relacionados y se presentan en muchos lugares del mundo, afectando a personas de todas las edades, pero principalmente a los menores que en situaciones de vulnerabilidad, pobreza extrema o exclusión, sienten necesidad de recurrir a distintas fuentes de ingreso.

Estas personas en condición de vulnerabilidad son fácilmente capturadas por personas que con intenciones oscuras los inducen por este camino y trafican con ellos como si fueran objetos para el intercambio, para el negocio y para el comercio”, aseguró

Monseñor Henao Gaviria dijo que, como Conferencia Episcopal se ha alzado varias veces la voz para llamar la atención contra esta actividad ilegal, “que es un verdadero crimen que afecta a la humanidad y que destruye la vida social, el proyecto de vida de niños jóvenes y aún personas adultas que son víctimas de estas cadenas que generan tanta destrucción en el mundo”.

Observó, como a través de la red CLAMOR, de la cual hacen parte la CEC, congregaciones religiosas, movimientos de laicos y distintas organizaciones de iglesia, se sigue enfocando la atención en la labor de acompañamiento a las víctimas y en la búsqueda de salidas que ayuden a combatir este flagelo.

Finalmente, el directivo hizo un llamado a la sensibilización y la prevención de este fenómeno, mediante  acciones tales como: Mayor información por parte de las autoridades competentes, a través de las redes comunitarias, desde el hogar, en los grupos a que pertenezcamos y en las parroquias, solo así dijo el directivo “podremos ayudar a crear ambientes seguros, para que las personas no sean víctimas de esta actividad criminal que hoy hace tanto mal al mundo y a nuestra juventud”.

Posted by editorCEC1

Ingresa