Inició el taller internacional de exploradores de la reconciliación y la paz en Colombia

foto-ccn1.jpg

Participantes taller internacional justicia y paz
Media Folder: 

Con saludo inaugural de Monseñor Monseñor Nel Beltrán, Obispo Emérito de Sincelejo y miembro de la Comisión de Conciliación Nacional, se dio inicio este lunes 20 de marzo en la sede de la Conferencia Episcopal de Colombia, a la primera jornada del taller internacional “Memoria, Verdad y Justicia: Dealing with the Burden of the Past”. Un encuentro que tiene como horizonte la pregunta- ¿cómo avanzar hacia la reconciliación y la paz, pese a la carga que representa un pasado lastrado por la violencia?

El Obispo celebró la participación de los cerca de 50 invitados, provenientes de diferentes lugares del mundo y afirmó que Colombia es un país que experimenta la necesidad de la solidaridad internacional porque vive un momento definitivo, en el que se está empezando a implementar un acuerdo de paz y trabajando en otra negociación, con la cual el país podría ver un fin definitivo de las guerrillas tradicionales y dedicarse a pensar y construir la paz. 

“Cuando regresen, llévennos en su corazón y sepan que vivimos muy felices de que hayan países en paz. Cuando regresen, llévense la certeza de que quedamos agradecidos porque hayan venido a ayudarnos a pensar en una Colombia sin guerra”, fueron algunas de las palabras que con emotividad pronunció ante el grupo de invitados y cooperantes Monseñor Nel Beltrán. 

Durante la jornada, el doctor Jörg Lüer, fundador de estos talleres y Director de la oficina de Berlín de la Comisión Alemana de Justicia y Paz, una de las organizaciones a cargo del evento, afirmó: “este no es solo un taller, es una misión. Trabajar sobre el dolor del pasado es importante para todos nosotros, las experiencias en Colombia son importantes, por lo que queremos actuar con solidaridad y respeto (…) Desde que empezamos a realizar los talleres tomamos la decisión de que no queríamos ser solo un grupo académico, no solo queríamos hablar con las personas sino actuar con ellas, generar un diálogo, e involucrarnos. No nos gusta solo mirar la complejidad desde la distancia, queremos saber que la complejidad también nos toca”. 

Lüer, quien se refirió al encuentro como un taller de exploradores y no de ejecutivos, agradeció a la Iglesia colombiana y a Monseñor Luis Augusto Castro Quiroga, presidente de la Conferencia Episcopal, por abrir las puertas del país, contribuir en la organización del evento y ayudar a generar esperanza a través de él. 

A propósito de ello, Michael Steeb, director de la Asociación de Cooperación para el Desarrollo    (AGEH), durante su intervención, manifestó su deseo porque la esperanza pueda ayudar a romper este ciclo de violencia que vive Colombia para poderlo superar. Aseguró además que la mejor forma de cumplir o manejar los desafíos de la violencia es “preparándonos para el diálogo y aprendiendo juntos”. 

El director de la AGEH aprovechó también la oportunidad para agradecer por su trabajo al equipo de la Secretaría Técnica de la Comisión de Conciliación Nacional, en cabeza del padre Darío Echeverri, Secretario General, y presentó su admiración al presbítero, por su optimismo infinito en el camino de la reconciliación nacional.

Por su parte, el padre Echeverri afirmó que la Iglesia católica en Colombia está aún en deuda con los procesos de reconciliación, por lo que vio este taller internacional como un escenario ideal para extraer recomendaciones y herramientas que permitan agilizar o facilitar dichos procesos. 

Al presentar el plan de trabajo que se llevará a cabo durante los días del evento en Colombia, el padre Echeverri agregó: “vamos a tener la posibilidad de ir a lugares especiales de Colombia como Quibdó, un pedacito de África en el pacífico colombiano; visitar grupos de víctimas, dejando que lo corazones hablen, para escucharlos y aprender de ellos; visitar a los actores armados de la violencia, legales e ilegales; e intercambiar experiencias con miembros de importantes instituciones como la Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC).

Durante este primer día se desarrollaron también las actividades de introducción al evento, la presentación de los participantes y la formación de grupos de trabajo, para las visitas que se realizarán a las regiones y organizaciones durante los próximos cuatro días; el intercambio de experiencias; y la generación de recomendaciones y herramientas para el trabajo por la reconciliación tanto en Colombia como en los países de los que proviene cada uno de los participantes en el Taller. 

Ver más en: 

El Taller Internacional: “Memoria, verdad y justicia” llega a Colombia

Fuente: Of. comunicaciones Comisión de Conciliación Nacional

Posted by editorCEC1

Ingresa