Aceptemos y sigamos a Jesús

El centro del mensaje de la Palabra en este día está en la pregunta de Jesús en el Evangelio: ¿Quién dicen ustedes que soy yo? Las lecturas nos ayudarán a meditar en esta pregunta; reflexionemos con atención para que podamos dar una respuesta al Señor que tanto nos ama.


Lecturas

Primera lectura: Zacarías 12,10-11; 13,1
Salmo de respuesta: 63(62),2.3-4.5-6.8-9 (R. 2b)
Segunda lectura: Gálatas 3,26-29
Evangelio: Lucas 9,18-24


  CONTEXTO BÍBLICO

A partir del Evangelio es posible establecer una profunda relación entre las lecturas que la liturgia pone a nuestra consideración en este día. En efecto, el texto de Lucas gira en torno a dos realidades: el reconocimiento de Jesús como verdadero Hijo de Dios y el consecuente seguimiento de los discípulos. Las demás lecturas y el salmo explicitan las condiciones y los efectos del discipulado. San Pablo, escribiendo a los Gálatas -una comunidad que sin duda debe reafirmar su fe- hace énfasis en las consecuencias del bautismo: somos hijos de Dios por la fe en Cristo, hemos sido incorporados a Cristo, hemos sido revestidos de Cristo, somos uno en Cristo y herederos de las promesas (cfr. Gal 3,26-29). Conviene subrayar la fuerza con la que el apóstol invita a los creyentes a ser conscientes de su identidad bautismal y a evitar todo aquello que desdiga de la misma.

Puedes adquirir el Plan Nacional de Prediación en la Librería del Episcopado


Posted by Admin9834